Home
Expediciones 2012
Nuestra Montaña Facebook
Videos Nuestra Montaña
  English  | Deutsch | Français
Expediciones Información Testimonios Servicios Contáctenos
email email Registro de nuevas rutas Montaña Nuestros guías de Montaña
 

foto:juanitooiarzabal.com
 
Nanga parbat
juanitooiarzabal.com

 

ENTREVISTAS:JUANITO OIARZABAL
". ya estoy tan acostumbrado que el auténtico miedo lo debería tener a perder el respeto al riesgo"

Días antes de viajar al Aconcagua, el alpinista vasco Juanito Oiarzabal nos ha concedido una entrevista muy clara y directa, como suele serlo siempre.
A sus 49 años, es el montañista que ha pisado 21 veces cumbres superiores a ocho mil metros, siendo además, el sexto hombre que ha coronado las 14 cimas más altas del planeta. Estuvo 2 veces en el temible K2, donde sufriría severas congelaciones tras alcanzar la cumbre por segunda vez.
El Currículum alpinístico de Juanito es impresionante, desde montañas en los andes, alpes y por supuesto el Himalaya , lugar, donde el mismo comenta, se ha "especializado" . Es además, guía de montaña UIAGM y miembro de honor de diversos clubes de montaña, instructor de escalada, etc. Todo un profesional de la montaña que sabe transmitir esa pasión que poca gente posee.

Nació en Vitoria-Gasteiz el 30 de marzo de 1956 .
Aficionado al deporte, practicó la gimnasia deportiva durante algún tiempo. También practicó la espeleología, pero por la influencia de su padre y unos amigos se inició en el montañismo. Pronto empiezó a destacar por sus facultades físicas que le llevaron a realizar ascensiones cada vez más difíciles en todos los terrenos
Sus éxitos en el Himalaya son bien conocidos, pero lo que solamente conocen los más entendidos es que antes de comenzar por esos derroteros, ya tenía acumulado un historial entre los mejores de Euskadi ( país vasco ). Todo esto, antes de iniciar su carrera ochomilista, ya que a partir de ese momento pasa a la élite mundial.
Juanito Oiarzabal ha realizado ascensiones en todos los macizos españoles, por las rutas más difíciles. En los Alpes, Oiarzabal cuenta con las ascensiones más reconocidas, por su gran dificultad
Ha escalado en otros continentes como América del Norte, América del Sur y África. Es en el Himalaya donde se desenvuelve con mayor soltura ya que ha realizado 35 expediciones a lo largo de 23 años.
Ha escrito varios libros acerca de sus expediciones, realiza proyecciones audiovisuales y por si fuera poco, se ha embarcado también en viajes inéditos como a Groelandia ( travesía en trineo ) y ha recorrido el desierto de Gobi ( 800 km ) acompañado tan solo de un camello.
Como último dato, el 2005 ha recibido el Premio Internacional Fundación Cristóbal Gabarrón del Deporte (España )
Verdadera pasión por la aventura.

¿Conoces las sensaciones de miedo y vértigo, cómo las superas?
La verdad es que no suelo pasar miedo ni vértigo, por lo menos en el sentido literal de la palabra. Ya estoy tan acostumbrado que el auténtico miedo lo debería tener a perder el respeto al riesgo. Me fío de mi intuición y sigo adelante. Si he de retroceder, más que por miedo será porque mi sentido común me dice que es lo prudente.

¿Qué significa haber compartido expediciones con alpinistas como Félix Iñurrategui, con quien realizaron, entre otros, el ascenso del Kangchenjunga? ¿Eres consciente de que el regreso a casa puede no realizarse? ¿Cómo se asume la pérdida de grandes compañeros en las montañas?
Siempre he reconocido que en el Kangchenjunga, los hermanos Iñurrategi, seguramente, me salvaron la vida. En el descenso, si no es por ellos, es muy probable que no hubiera bajado nunca. Yo estaba muy mal. Circunstancias personales, ajenas a la montaña hicieron que en esa expedición no estuviera en un buen momento psicológico, lo que unido a la dureza de la montaña y al mal tiempo, desencadenó en el hecho de que me quedara completamente bloqueado. Ellos me animaron y me obligaron a ir bajando poco a poco hasta el campo de altura en el que por fin pude empezar a recuperar mis fuerzas.



Alex Huber
Steve House
Santiago Quintero
Juanito Oiarzabal
Edurne Pasabán
Pavle Kozjek
Araceli Segarra
Antonio Gómez Bohorquez "Sevi"
Simón Elías
 
Noticias
Artículos
Resúmenes de temporada
Personajes


Búsqueda rápida en nuestro web site a través de google

Google
 
 


 

 

 

 

 

 

foto:juanitooiarzabal.com
 
Kangchenyunga
juanitooiarzabal.com

 

Lo de ser o no consciente de que igual no vuelves a casa, no te lo planteas. En cada momento difícil, en lo único que piensas es en el siguiente "largo de cuerda", o a lo sumo en llegar al próximo Campo. El riesgo de no volver a casa, sólo lo piensas después, con una mayor perspectiva de conjunto... Es lógico, es como la sensación de llegar a la cumbre. Se siente verdaderamente, mucho más tarde, cuando valoras todo... En el momento de llegar, bastante tienes con descansar un poco para recuperar fuerzas y poder bajar poco a poco, (que es lo más difícil) y llegar al abrigo de un Campo en el que verdaderamente te recuperes, descansando en un buen saco, tomando algo caliente.

En cuanto a lo de perder grandes compañeros... pues acabas superándolo porque no te queda otro remedio, no puedes quedarte ahí pensando en que te podría haber tocado a ti o en que si hubieran concurrido otras circunstancias, habría sido diferente. La muerte, como la vemos pasar también en la vida cotidiana, que se nos lleva a nuestros seres queridos, pues debemos aceptarla y seguir adelante.

¿Sientes que estás aportando algo a las generaciones actuales de alpinistas?
Depende de a qué te refieras. Yo, antes de iniciarme en el himalayismo, he hecho cosas muy importantes. No te voy a aburrir, con mi currículo, pero te puedo asegurar que, por lo menos en Euskadi, y en España, estaba en la élite, por la cantidad y calidad de mis escaladas y ascensiones en Pirineos, Picos de Europa, Alpes, e incluso en otras latitudes. Ahora se ha sobredimensionado todo mucho y con los medios que hay, habrá más gente que haya lo mismo, con lo que hasta les puede parecer que no has hecho nada del otro mundo. Habría que valorar las circunstancias y las condiciones en que íbamos antes...

Si te refieres al tema del ochomilismo. Aparte de el hecho de ser el que más ochomiles ha ascendido, (21), pues técnicamente no he conseguido grandes cosas, porque precisamente cuando me he metido en dificultades, he tenido la mala suerte de no conseguir la cima, como en la Oeste del Makalu, o en la Británica al Everest. Si tuvimos suerte en mi primera ascensión al K2, que completamos una ruta nueva.

Mi aportación a las nuevas generaciones, puede ser más bien de constancia y de hacer las cosas bien.... no me cabe la menor duda, a pesar de algunos sustos o de las congelaciones que tuve en mi última ascensión al K2.

¿Cómo ves la evolución del material de montaña, te sientes partícipe de ello?
Ha influido mucho en la consecución de nuevos retos. No es que ahora sea más fácil escalar o subir a la montaña... pero se ha ganado mucho en seguridad, por la calidad y la fiabilidad de los materiales y por comodidad, confort, amén de los medios tecnológicos.
Yo desde luego que no me siento partícipe, de los avances técnicos o tecnológicos, es una evolución lógica de la aplicación del I+D a todos los órdenes de la vida.

Se arriesga mucho practicando alpinismo de alto nivel y compromiso, el que tu haces por cierto. ¿Cómo acepta tu familia este modo de vida?
Mi familia ni se plantea el tema. Es tan natural el hecho de que yo tenga este "oficio", que no lo ven desde el punto de vista del riesgo. No voy a ponerme a enumerar ahora, pero hay cantidad de profesiones, e incluso deportes, en los que se corre tanto o más riesgo que en la montaña.

Eres parte de un grupo selecto de alpinistas que han completado las 14 montañas más altas del planeta, además, el único en completar 21 ascensos a esas alturas. ¿Hay más por hacer en este terreno?
Siempre habrá algo más por hacer... Yo he hecho lo mío. Me ha gustado lo que he hecho y mientras pueda seguiré haciendo lo que me gusta. Ahora bien si te refieres a hacer cosas más difíciles y originales, queda todo por hacer, porque la imaginación del hombre es ilimitada y siempre habrá alguien que plantee algo diferente.

2 veces en la cumbre de la montaña de las montañas, el K2. Incluso saliste de allí con secuelas la segunda vez. ¿Es tan temible como dicen? ¿Qué sensación se percibe al estar allí en comparación con los otros ochomiles?
Todo el mundo sabe que el K2 es la "montaña". Ningún ochomil se puede comparar, ni por su belleza ni por su exigencia. Incluso la vía "normal" es de un compromiso grandísimo. Hay que ir en unas condiciones óptimas y tener mucha suerte con el tiempo para poder empezar a atacar; luego, otra cosa es ir haciendo las cosas muy bien para poder ir de Campamento en Campamento, sin cometer fallos y que el último día todo resulte bien. Se conjugan muchas circunstancias, al final no queda ningún margen de error porque sino, o no llegas a la cima, o aunque llegues a la cima, igual no vuelves al Campo Base.

Nosotros esta vez, no te quepa la menor duda hemos tenido un mérito enorme. En el año del cincuentenario de la primera ascensión había un montón de gente en el Campo Base, gente buenísima, con un historial increíble, con muchos medios y muchísimo dinero invertido (desde luego más que nosotros). Todos dispuestos a llegar a la cima. Hacía muy mal tiempo y nadie hacía cima. Al final, fue nuestra expedición la que "abrió" los pasos más difíciles y arriesgados, y fijamos las cuerdas. Junto con una expedición italiana, que también colaboró, fuimos los primeros en hacer cumbre... Después ya subió más gente. A mi me pasó factura el estar tantas horas expuesto a un frío terrible y en el descenso, verdaderamente me lo pasé mal. Pero aquí estoy... dispuesto a seguir como si no hubiera pasado nada.

¿Tienes algún plan de venir a la cordillera Blanca o Huayhuash, donde también existen montañas de mucha dificultad?
Pues ya ves que me he "especializado" en el himalaya, sobre todo. Allá me siento a gusto. No quiere decir que no haga otras cosas, de hecho, ahora mismo, estoy camino del Aconcagua, con un grupo de deportistas de élite de diversas especialidades y patrocinado por el diario MARCA.

Cualquier día me puede surgir un plan para escalar en la cordillera Blanca. Seguramente no me plantearé hacer nada extraordinario, pero seguro que hay ascensiones muy interesantes en las que se pueda disfrutar.

En el año 1999, se organizó la primera expedición peruana al Shisha Pangma, las condiciones del tiempo impidieron que alcancen la cumbre. El 2006 se prepara la segunda expedición a esta misma montaña. Tú ya estuviste allí: ¿Algún consejo o motivación al grupo peruano que intentará el Shisha Pangma?
La verdad es que no se por donde piensan subir. Yo he estado dos veces en el Shisha, por la cara SurOeste.
De la primera tengo el peor recuerdo de mi vida. Aclimatando en un pico, sin ninguna dificultad, nos alcanzó una avalancha que sepultó a mi gran amigo Zulu y yo me salvé de milagro, aunque tuvo una avería importante en un hombro...
Al cabo de unos años, volvimos de nuevo y subimos por la vía Británica que te lleva casi directamente a la cima principal. Fue una ascensión muy bonita, en estilo alpino, Creo que es más recomendable que el subir por la vía "normal", que tienes muchas probabilidades de no alcanzar la cima cuando has hecho el mayor esfuerzo físico y la tienes al alcance de la mano.

Seguro que el grupo peruano que intente el Shisha se habrá aclimatado y preparado bien en los Andes, que están tan a mano, de tal forma que llegará con suficiente experiencia y técnica como para hacer cumbre. Estoy convencido de ello.

Sergio Ramírez Carrascal
nuestramontana.com


más información en www.juanitooiarzabal.com



Si desea publicar un artículo o desea mayor información acerca del éste, por favor escríbamos

Imprimir  | Recomienda esta página a un amigo  

....


NUESTRA MONTAÑA SAC - EXPEDICIONES DE MONTAÑA - VIAJES AL PERU Y SUDAMERICA
Oficina principal : HUARAZ - Mz G Lote 17 Urbanización Terrazas de Bellavista - Código postal (Zip) 043 / Teléfonos (51 43) 23 0038 - Móvil (51) 992 777742 - (51) 964 309467
DIRECCION POSTAL EN LIMA - Jirón Casma 224 Covida - Lima 39

web@nuestramontana.com / sergioalp@hotmail.com


© Nuestra Montaña SAC 1998 - 2017  | aviso legal  | protección de datos